viernes, 3 de diciembre de 2010

Poema - Pamela Stemberger

Como un perro
asustado se encoge

el muchacho.

No llora, gime.

No ladra, suspira

y su cuerpo se enluta.

2 comentarios:

  1. si breve y bueno, dos veces bueno...

    ResponderEliminar
  2. MUUUUUUUUUYYYYYYY BUUUUUUUEEEENOOOOOOO



    OM4R...(O_ó)

    ResponderEliminar